Martina y Noa

Dos primas preciosas que se quieren con locura

Os quiero presentar a estas dos primitas tan preciosas que vinieron también a verme hace unas semanas en el estudio. Martina es la mayor y Noa la pequeñita. Me hizo mucha ilusión cuando Cristina, la mamá de Noa contactó conmigo porqué le hice las fotografías de recién nacida a su pequeña y ver de nuevo a las familias siempre es una alegría. Noa ha crecido mucho, está muy cambiada y la verdad es que se ha convertido en una bebé super simpática que no paró de reír en toda la sesión y eso que la pobre estaba costipada.

Elección del vestuario

Cuando los papás llegan al estudio lo primero que hacemos es mirar el vestuario que les puede ir bien; en este caso, a Martina y Noa. Martina tuvo muy claro lo que se iba a poner, en cuanto vio el vestido se lo quiso poner; se veía como una princesa y la verdad es que le quedaba fenomenal. La mamá de Noa también eligió la ropa para la pequeña y una vez tuvimos a las niñas vestidas ya empezamos con la sesión. La verdad es que pasamos un rato muy agradable, las niñas estuvieron fantásticas y como no, los papás siempre dispuestos a ayudar, les arrancaron sus preciosas sonrisas.

Martina más tímida al principio, poco a poco fue entrando en la sesión, se fue relajando y conseguí imágenes tan bonitas como las que os muestro a continuación. Noa al ser más pequeña, no paraba de reírse, y no me extraña! Sus papás, sobretodo su mami, lo dio todo para que la pequeña se riera.

Ampliaciones fotográficas

Me encanta cuando elegís realizar una ampliación de vuestras fotografías; a mi personalmente ver las fotografías impresas a gran tamaño es una cosa que me fascina. Bajo ningún concepto hay que dejar las fotografías en un cajón guardadas; o en un pendrive muerto de risa en una estantería, también hay que lucir las preciosas sonrisas de vuestros hijos e hijas!

La familia de Martina y Noa eligieron además un lienzo para dar un precioso regalo al abuelo de las niñas. Estoy segura que le encantó y que no para de mirar las caritas de sus preciosas nietas.

Para mi, colgar las fotografías ya sea en lienzo, en madera, en pvc, en el material que sea es símbolo además de inmortalizar un momento único de nuestros vidas; y que también recordamos con mucha dulzura cada vez que las miramos.

Gracias por leer este post y muchas gracias a la familia de estas dos ricuras por volver de nuevo a mi casa!

Contacto